CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Mundo

Los terroristas acorralados: “Queremos morir como mártires”

Por Álvaro Valderrama

LONGPONT, Francia (CNN) — La policía francesa podría tener acorralados a los dos terroristas responsables del ataque a la revista satírica francesa Charlie Hebdo . La policía francesa ha rodeado un área donde se encuentran los sospechosos, según confirmó el ministro del Interior francés, Bernard Cazeneuve, a la cadena afiliada a CNN BFM-TV. Los dos sospechosos en el ataque Charlie Hebdo hablaron con los oficiales por teléfono y dijeron que querían morir como mártires, según un representante del parlamento francés del distrito donde se está llevando a cabo la operación policial. Uno o más rehenes están detenidos en un negocio cerca del aeropuerto Charles de Gaulle, según informaron medios franceses el viernes, y podría estar relacionado con la operación antiterrorista.

La zona acordonada es Dammartin-en-Goele, al noreste de París, en la región de Picardy, donde helicópteros sobrevuelan la zona y oficiales armados han tomado la zona. Además, un equipo médico se desplazó hasta el lugar en una ambulancia tras el tiroteo. Al menos dos vuelos de Air France abortaron su aterrizaje en el aeropuerto Charles de Gaulle “debido a problemas de seguridad en la zona” según la Agencia Europea de Europeo de Tránsito Aéreo.

El Hospital de Meaux ha enviado un equipo médico a la escena, según confirmó el portavoz del hospital a CNN el viernes. Dijo que no hubo heridos en el hospital, sin embargo, pero eso podría cambiar.

Se han realizado búsquedas en supuestas residencias de los sospechosos y se ha lanzado la advertencia de que no se tolerará ningún acto o amenaza dirigida a un lugar de culto, o a cualquier persona a causa de su origen o su religión.

Un helicóptero es utilizado por las autoridades francesas para ubicar a los sospechosos en una zona boscosa cerca de Crépy-en-Valois, dijeron fuentes cercanas con la investigación. Los investigadores suponen que los sospechosos entraron en el bosque a pie. Helicópteros de la policía utilizan visión nocturna en un esfuerzo por localizarlos.

Previamente el jueves, un helicóptero de la policía divisó lo que cree que son los fugitivos en la misma zona.

La policía ha detenido a varias personas en relación con el tiroteo en las oficinas de la revista Charlie Hebdo del centro de París, en el que 12 personas murieron y 11 resultaron heridas.

Pero los principales sospechosos del ataque del miércoles, Cherif Kouachi, de 32 años, y Said Kouachi, de 34, permanecen en la fuga. La policía se desplegó por toda Francia este jueves, en busca de los sospechosos. Un tercer involucrado se entregó a las autoridades.

Ambos estaban incluidos en una lista de terroristas de Estados Unidos —conocida como TIDE— y no podían volar a ese país desde hace años, dijo a CNN un funcionario estadounidense.

Uno de los hermanos Kouachi viajó a Yemen en 2005, dijo la ministra de Justicia de Francia a Christiane Amanpour de CNN el jueves. La ministra Christiane Taubira no especificó cuál de los dos. “Uno de ellos fue a Yemen porque hubo un juicio y fue enviado a la cárcel”, dijo.

“Ellos todavía están libres, están fuertemente armados, por lo que podemos tener miedo de nuevos actos de violencia”, dijo el primer ministro francés, Manuel Valls, en una entrevista con la emisora francesa RTL.

El ministro del Interior de Francia, Bernard Cazeneuve, dijo este jueves que se desplegarán 400 soldados adicionales para resguardar las zonas de París de nuevos ataques.

La policía ha investigado supuestas residencias de los hermanos Kouachi en varias ciudades, expresó el funcionario.

Las autoridades francesas “no tolerarán ningún acto, cualquier amenaza dirigida a un lugar de culto… o a cualquier gente francesa a causa de su origen o su religión”, agregó Cazeneuve tras pedir al pueblo francés  y a sus gobernantes unirse “contra el barbarismo de los terroristas”.

Un comité ministerial se ha creado para adaptar las medidas de seguridad a raíz del ataque a Charlie Hebdo, detalló Cazeneuve.

El ministro dijo que Cherif Kouachi fue condenado en 2008 por su asociación con grupos terroristas y pasó un año y medio en la prisión. El joven se alió con al Qaeda en Iraq en 2005.

Sobre el paradero de los dos presuntos atacantes, el ministro del Interior informó que “ayer (miércoles) abandonaron el lugar de los hechos un auto Citroën y mataron a un policía. En la mañana abandonaron el vehículo y amenazaron al conductor de otro auto para robárselo”.

Los hechos se dieron en las proximidades de la ciudad de Villers-Cotterêts, ubicada a 80 kilómetros de París.

Holder estará en Francia

El secretario de Justicia estadounidense, Eric Holder, viajará a París este fin de semana para atender una reunión internacional que se llevará a cabo este domingo, y que fue convocada por el ministro del Interior francés, informó un funcionario del gobierno de Estados Unidos.

“Las reuniones incluirán discusiones sobre amenazas terroristas, combatientes extranjeros y la lucha contra el extremismo violento”, informó el funcionario.

Tiroteo en el barrio de Montrouge

Al transcurrir la cacería, otra tensa confrontación con la policía involucrada se desarrolló en los suburbios de París la mañana de este jueves.

Una oficial de policía fue baleada al sur de la ciudad y murió. Y unos 20 policías fuertemente armados tenían rodeado un edificio de apartamentos, tratando de mantener a la gente fuera de la zona.

Testigos dijeron que un hombre armado, vestido de negro como los atacantes de Charlie Hebdo y al parecer con un chaleco antibalas, bajó de un coche cuando los agentes de policía atendían un accidente de tráfico, y entonces disparó a dos de ellos. El sospechoso no ha sido capturado.

No está claro si el tiroteo del jueves en el barrio de Montrouge está relacionado con el ataque del miércoles.

Un momento de silencio

Multitudes se reunieron bajo la lluvia en París para participar en un momento de silencio en honor a los muertos en el ataque a la revista. Muchos sostenían identificaciones de medios y rompieron en aplausos cuando el silencio terminó.

Las campanas de la catedral de Notre Dame resonaron en toda la ciudad. El presidente francés, Francois Hollande observó el minuto de silencio desde la jefatura de policía de París.

Los dos policías muertos en el ataque del miércoles son Ahmed Merabet y Franck Brinsolaro.

Lee: Charlie Hebdo, la revista que causó controversia

“Su único error”

Los dos hombres enmascarados aparentemente dejaron un coche al huir, que la policía confiscó. La estación BFMTV informó que la policía encontró una identificación de uno de los hermanos Kouachi durante sus investigaciones.

“Fue su único error”, dijo Dominique Rizet, consultor de asuntos de policía y justicia de BFMTV, quien está informando del descubrimiento que ayudó a la investigación.

Los hermanos Kouachi regresaron de la devastada Siria en el verano, indicó el diario USA Today sin decir de dónde obtuvo la información.

Funcionarios realizaban búsquedas de sus nombres a través de bases de datos para encontrar conexiones con ISIS y al Qaeda. Los sospechosos eran conocidos en los servicios de seguridad, dijo Valls.

En una emisión radial de ISIS, el grupo elogia a los terroristas de París, pero no se adjudica la responsabilidad por el hecho.

Un tercer sospechoso, de 18 años, Hamyd Mourad, se entregó a la policía, dijo a la agencia AFP una fuente cercana al caso. Lo hizo la noche del miércoles después de ver su nombre mencionado en las redes sociales, dijo la fuente.

“Los parisinos no tendrán miedo”

El dibujante Stephane Charbonnier, Charb, fue asesinado. Era el editor de la revista. Otros tres dibujantes conocidos como Cabu, Wolinski y Tignous, también murieron a tiros.

La noche del miércoles, los parisinos salieron a las calles por miles. En un evento en la Plaza de la República, los manifestantes levantaron plumas y corearon: “¡Estamos con Charlie!”.

Manifestaciones similares tuvieron lugar en otras ciudades como Roma, Berlín y Barcelona.

“Los parisinos no tendrán miedo”, dijo el vicealcalde de París, Patrick Klugman. “Vamos a luchar contra el terrorismo con nuestros valores comunes, la libertad, la libertad de expresión, la libertad de prensa”.

El jueves, los nombres de las víctimas fueron colocados en los periódicos como héroes por la libertad de expresión. “Libertad asesinada”, “Todos somos Charlie Hebdo“, fueron algunos de los titulares.

Hollande declaró a este jueves un día de duelo nacional.

El futbol francés también se unió a la jornada de homenajes. Los jugadores de los equipos Lille y Evian de la Liga 1 rindieron un tributo antes de su partido.

La Liga francesa publicó un comunicado en el que informó que “después de los acontecimientos en París este miércoles, se guardará un minuto de silencio en todos los juegos de la Liga 1 y Liga 2 del próximo fin de semana”.