CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Ciencia y Espacio

La sonda Philae da señales de vida tras tres meses de misterioso silencio

Por Eliott C. McLaughlin, CNN

(CNN) — ¡Está viva!

Hace muchas lunas, una pequeña sonda espacial llamada Philae saltó por la superficie del cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko cuando su mecanismo de arpón-anclaje del aterrizador falló.

La nave inició un periodo de hibernación.

Los científicos de la misión Rosetta habían estado tratando de localizarla desde noviembre hasta la noche del sábado.

A las 22:28 horas, en el centro de operaciones de la Agencia Espacial Europea en Darmstadt, Alemania, se recibió una señal de la Philae, que transmite los más de 300 paquetes de datos de la nave. Quienes han estado analizándolos en el centro de control recibieron un: “hola, desde el espacio”, tras estos siete meses de letargo.

“Philae está muy bien. Tiene una temperatura de funcionamiento de -35ºC y tiene 24 vatios disponibles”, dijo en un comunicado el director del proyecto, Stephan Ulamec.

“El módulo de aterrizaje está listo para las operaciones”, agregó el científico.

La señal de unos 40 segundos recibida el sábado indicaría que las baterías de la nave se han reactivado y que la Philae soportó el clima y el ambiente de la superficie del cometa.

“¡Hola @ESA_Rosetta. Estoy despierta! ¿Cuánto tiempo he estado durmiendo? #Lifeonacomet,” decía un mensaje en la cuenta de Twitter de Philae.

“¡Hola @Philae2014. Has tenido un largo sueño, cerca de 7 meses!”, respondió Rosetta.

“¡Wow @ESA_Rosetta! Eso es mucho tiempo, para mí es momento de volver al trabajo! #Lifeonacomet”, agregó el Twitter de Philae.

“@Philae2014. Primero, necesitamos comprobar que estás en forma, saludable y lo suficientemente caliente @philae2014. ¡Por ahora, tómalo con calma! :)”

“Oh, OK @ESA_Rosetta! Todavía estoy un poco cansado de todos modos. Hablamos más tarde. Vuelvo a #lifeonacomet!”

Meses después de que la Philae se pensó apagada, el ingeniero de sistemas Laurence O’Rourke dijo a CNN que la sonda necesitaba casi 6 vatios de potencia para reiniciarse así misma, 9 vatios para aceptar las comunicaciones y 19 vatios para permitir la comunicación bidireccional con el orbitador – no mucha energía si tenemos en cuenta que las bombillas de bajo consumo utilizan 20 vatios o menos.

En marzo, se especuló que la Philae podría estar despierta, pero que carecía de la potencia necesaria para comunicarse con Rosetta, que estaba en órbita alrededor del cometa 67P en busca de la sonda.

Los científicos enviaron “comandos ciegos” con la esperanza de que el módulo de aterrizaje pudiese procesar las instrucciones aunque no pudiera responder, le dijo O’Rourke a CNN, en marzo. Pero no había gran confianza de que la Philae pudiera ser reanimada.

El domingo, O’Rourke le dijo a CNN que estaba muy emocionado por el restablecimiento del contacto, que “nos permite hacer más ciencia”.