CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Animales

Osezno intenta escurrirse en una casa a través de la puerta del gato

Por Emanuella Grinberg

(CNN) — Podría haber sido mucho peor, dice Douglas Harder.

El miércoles, un oso irrumpió en la casa de Harder en Sandpoint, Idaho, mientras él estaba fuera. El oso entró por la puerta corrediza en el deck del segundo nivel de Harder y saqueó su apartamento.

Le tomó dos horas limpiar el desorden, pero Harder se siente aliviado porque no estaba en casa… al menos no en ese momento. No fue la primera vez que un oso pasa a visitar el apartamento de Harder este año, y no sería la última.

En la última visita de este viernes, un cachorro trató de colarse por la pequeña puerta del gato en la entrada principal de Harder, lo que resultó ser una fantástica oportunidad para tomarle una foto.

A los osos ‘no podría importarles menos’

La primera visita fue en mayo, cuando una familia de osos se subió por un costado de la casa de Harder y sobre su deck. Harder los observaba desde la sala desde donde grababa un video mientras un oso y sus dos cachorros se acababan el alpiste de su alimentador.

“Le di unos golpes a la puerta, los cachorros me miraron pero les importó muy poco que yo estuviera ahí”, recuerda Harder.

Regresaron al día siguiente y arrasaron con cuatro latas de Dr. Pepper que estaban en el deck. Con la esperanza de disuadir las futuras visitas, Harder restregó la cubierta con cloro y consiguió un alimentador para pájaros más pequeño.

¿Acaso un oso se hizo popó en el apartamento?

Pensó que estaba a salvo hasta esta semana, cuando llegó a casa y la encontró desordenada. Tal parece que el oso entró por la puerta corrediza, y paso por una bolsa de harina, la mezcla para brownie, una barra de chocolate Toblerone y una lata de Pepsi. El oso dejó un montón de popó del tamaño del pie de Harder en su sala de estar.

Más tarde en la noche, un cachorro se trató de escurrir por la puerta del gato. Sin inmutarse, el cachorro regresó el viernes para intentar pasar por la puerta del gato una vez más, y Harder tomó fotos graciosísimas.

“Llegó hasta la puerta del gato el jueves por la noche, tratando de pasar una y otra vez, y fue cuando aproveché para tomar la foto”, le dijo a CNN. “Mi gato aparece en la foto del viernes mostrando el ancho de la puerta corrediza de vidrio por la que se escurrió el oso. Ayer regresó y volvió a intentar meterse por la puerta del gato”.

Ha sido un año seco en el norte de Idaho y la comida para osos está escasa en el bosque alrededor de la casa de Harder, cerca del monte Schweitzer. Dice que ha llamado a las oficinas centrales del Departamento de Pesca y Vida Silvestre de Idaho y el monte Schweitzer para informar acerca de los encuentros.

“No quiero que maten a los osos, solo quiero que los reubiquen”, dijo. “Si no se encargan de ellos, alguien más podría hacerlo”.