(CNN)– Se espera que los resultados de la histórica votación en Myanmar se anuncien este lunes.

Millones de birmanos salieron a las urnas el domingo en unas elecciones anunciadas como el voto más libre del país en un cuarto de siglo.

La victoria para el partido de la activista Aung San Suu Kyi, la Liga Nacional para la Democracia, debilitaría el poder del partido vinculado al poder militar liderado por el presidente Thien Sein, un exgeneral.

Los resultados preliminares muestran una fuerte presencia de la oposición.

Partidarios de la democracia son optimistas por que las elecciones podrían ser el comienzo de un cambio real en el país, que ha estado aislado durante décadas debido a su represivo gobierno dominado por militares.

Mientras que la administración del actual presidente Thein Sein ha relajado las restricciones, con reformas políticas y económicas expansivas y sacando al país de décadas de gobierno autoritario y aislamiento internacional, los observadores dicen que las elecciones están todavía lejos de ser libres y justas.

Thein Sein ha prometido que se respetará el resultado de la votación del domingo, pero el sistema ya está configurado fuertemente a favor de los militares.

En el Hluttaw, el Parlamento de Myanmar, hay un bloque de escaños que se destina a los militares. Una cuarta parte de los escaños están garantizados para representantes militares no electos. Estos miembros también tienen un veto efectivo sobre cualquier cambio constitucional propuesto.

Limitaciones para la presidencia

Suu Kyi -héroe nacional que pasó casi 15 años bajo arresto domiciliario- es abrumadoramente la política más popular de su país.

Bajo la Constitución redactada por los militares, ella está impedida de acceder la presidencia debido a una norma que prohíbe a cualquier persona con familiares extranjeros asumir cargos superiores. El difunto marido de Suu Kyi era británico, y sus dos hijos tienen pasaportes británicos.

El presidente no es elegido directamente por el público, sino por los diputados después de la votación. Suu Kyi se mantendrá como miembro del Parlamento, y ha hecho alusión a un candidato civil para el cargo.

Ivan Watson y Pamela Boykoff escribieron e informaron de Yangon, y Euan McKirdy escribieron e informaron de Hong Kong.