(CNN) - Tras los ataques terroristas en París, gente de todo el mundo expresó su dolor junto con Francia, y los musulmanes han acudido a las redes sociales usando la etiqueta #NotInMyName (#NoenMiNombre).

Shehnaz Khan, periodista en Londres, tuiteó: "Quien quiera que mate a una persona inocente, es como si hubiese matado a toda la humanidad". Fue una de las muchas personas que compartieron ese verso del Corán".

https://www.youtube.com/watch?v=wfYanI-zJes&feature=youtu.be

"No veo a ISIS como algo musulmán. Veo terroristas cuando veo a ISIS", dijo a CNN Philistine Ayad, feminista musulaman. "Para mí, el terrorismo no tiene religión. Están toman y escogiendo aspectos de la religión y torciéndolos y distorcionándolos para justificar sus acciones injustificables".

Ayad, quien nación en Estados Unidos, dice que se siente muy occidentalizada. No obstante, dice que duele cuando viste una hiyab, el velo usado en la cabeza, en público y escucha comentarios sobre su religión.

Ella espera que la campaña #NotInMyName —que inició antes de los atentados en París— ayude a erradicar la islamofobia de la cultura occidental.

"Quiero que haya entendimiento entre musulmanes y no musulmanes y un sentido de simpatía común por las víctimas de los terroristas, pero no caer en la islamofobia. Si la campaña #NotInMyName puede ayudar a expulsar parte de esa islamofobia y expulsar parte de ese miedo... entonces sería maravilloso", dijo.

Ayad también expresa sus visiones a través del arte. Un dibujo publicado en Twitter de la tragedia de los ataques muestra a Ayad cargando el peso de lo que según ella crearon los terroristas. Siente que dedos la señalan solo por ser musulmana.

Dania Saltagi también alzó su voz porque le molesta que los terroristas sigan desfigurando su religión y reputación.

"Usar #NotInMyName es una forma no solo para condenar los ataques terroristas, sino para difundir el mensaje de que ISIS no representa el islam. Es una forma para poder tener voz y romper los estereotipos, en vez de seguir en silencio", le dijo a CNN.

Saltagim estudiante de una universidad estadounidense, dice que está inmersa en la cultura occidental. Fue criada musulmana y le enseñaron con los principios de amor, compasión y paz.

"El mensaje que quiero difundir es que el muy pequeño porcentaje de extremistas cometen estos homicidios no representan el resto de los 1.600 millones de musulmanes que absolutamente condenan el asesinato y la violencia", dice Saltagi.

Junto con muchos otros musulmanes, Ayad y Saltagi siguen participando en la campaña.

"#NotInMyName significa que estamos retomando el poder de representarnos por lo que en verdad somos: gente pacífica", dice Ayad.

La campaña fue creada en septiembre de 2014 por un grupo de musulmanes británicos.