(CNNMoney) — La presión de los tiempos de guerra ha forzado a ISIS a reducir los sueldos de sus combatientes a la mitad, de acuerdo con documentos filtrados dentro del territorio controlado por la organización terrorista.

ISIS quizás suene como un simple grupo de terroristas, pero en realidad, opera como un gobierno en algunas partes de Iraq y Siria. Y reparte cheques como forma de pago a su ejército yihadista.

Los soldados de ISIS ganan entre 400 y 1.200 dólares por mes, más un bono de 50 dólares para sus esposas y 25 dólares para cada uno de los hijos que tenga, de acuerdo a información del Servicio de Investigación del Congreso de Estados Unidos (CRS, por su siglas en inglés).

Pero administrar un estado durante la guerra es algo caro. Y las recientes victorias de la coalición que encabeza Estados Unidos contra ISIS significa que la organización terrorista no puede pagarle lo que inicialmente le pagaba a sus combatientes.

“Debido a las circunstancias excepcionales que enfrenta ISIS, se decidió que se reduzcan los salarios que son pagados a todos los combatientes a la mitad, y nadie está exento de esta decisión, sin importar su puesto", escribió el gobierno de ISIS en un memorándum.

A pesar de las reducciones en los pagos, ISIS aseguró que “continuará distribuyendo provisiones dos veces a la semana, como usualmente lo hemos hecho”.

El documento filtrado fue obtenido por Aymenn Jawad al-Tamimi, un investigador que sigue a ISIS. El académico también es integrante del Foro de Medio Oriente.

Al-Tamimi obtiene documentos de fuentes al interior de al-Raqqa, la ciudad siria controlada por ISIS; la ciudad ha sido declarada la capital de la organización terrorista.

El memorándum de ISIS no especifica por qué redujo los sueldos de sus combatientes.

ISIS recibe la mayor parte de su dinero de los impuestos que impone a la población. Pero un gran problema para las finanzas de ISIS han sido los bombardeos que ha llevado a cabo la coalición de Estados Unidos en su territorio. Los ataques aéreos tienen como blanco el negocio del petróleo que maneja ISIS: destruyendo pipas, tanques de almacenamiento, refinerías móviles y otros instrumentos para extraer crudo.

¿El resultado? ISIS estaba generando 40 millones de dólares al mes tan solo en el negocio del petróleo a inicios de 2015, de acuerdo a información del Departamento del Tesoro de Estados Unidos. Ahora, la organización terrorista está ganando una fracción de esos 40 millones de dólares, informó el Departamento de Estado.

Los ataques aéreos también tienen como blanco otras fuentes de ingresos de ISIS. La semana pasada, el Ejército de Estados Unidos llevó a cabo un movimiento inusual, informaron dos funcionarios de defensa estadounidense a CNN.

Lanzó bombas en un edificio en el centro de Mosul, Iraq, destruyendo toneladas de billetes que representaban millones de dólares para ISIS.

Otra fuente de presión financiera es el costo masivo de operar un gobierno en funciones. ISIS provee servicios públicos y recolecta impuestos. Eso significa que tiene que pagar por la infraestructura y los salarios de empleados civiles.

Para mantener su electricidad, ISIS debe pagarle a ingenieros y técnicos altamente capacitados, que pueden ganar más de 1.500 dólares al mes, de acuerdo a información de un equipo de investigación de Naciones Unidas.

ISIS también subsidia el costo del pan al público, según expertos.

Incluso en su año más exitoso, ISIS generó un estimado de 2.000 millones de dólares, de acuerdo a expertos del Departamento de Tesoro de Estados Unidos que le siguen la pista a las finanzas de grupos terroristas. Pero eso es lo que cuesta mantener tan solo la porción del territorio que controla ISIS en Iraq, al menos, eso es lo que el gobierno iraquí había presupuestado para dicha región.