CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
España

Felipe VI no propone ningún candidato y habrá nuevas elecciones

Por CNN Español

(CNN Español) — Tras la última ronda con los partidos políticos de representación parlamentaria este lunes y martes el rey Felipe VI de España dijo que no hay un candidato que «cuente con los apoyos necesarios para que el Congreso de los Diputados, en su caso, le otorgue su confianza», dijo en un comunicado la Casa del Rey de España.

Este era el último intento de Felipe por ver si se puede lograr un acuerdo que permita formar gobierno y evitar unas nuevas elecciones. La campaña electoral empezará el 10 de junio y el 26 son las elecciones

Según explicó en rueda de prensa el presidente del Congreso Patxi López, el 3 de mayo se publicará el decreto de disolución de las cortes y convocatoria de nuevas elecciones en el Boletín Oficial del Estado, como establece la Constitución.

Las elecciones generales en España se celebraron el pasado 20 de diciembre, y los partidos políticos siguen sin alcanzar un acuerdo para formar gobierno.

Los comicios dejaron un parlamento muy fragmentado, sin mayorías, que obliga a los principales partidos a tener que negociar un acuerdo de gobierno.

Pese a que el conservador Partido Popular -actualmente en el gobierno- ganó las elecciones -logrando 123 escaños-, su líder y actual presidente del gobierno, Mariano Rajoy, declinó someterse al debate de investidura por no tener los apoyos suficientes.

publicidad

Se dio entonces una situación inédita en España: sería el líder de la segunda fuerza más votada, el PSOE -90 escaños- quien se sometería a la investidura. Pero Sánchez no logró los votos suficientes para formar gobierno, ni en primera ni en segunda votación.

Se requiere mayoría absoluta -176 escaños- para ganar en primera votación y mayoría simple -más votos favorables que negativos- en la segunda. De nuevo llegamos a una situación inédita en España: no se lograba formar gobierno en el primer debate de investidura.

Sánchez solo obtuvo los votos favorables de Ciudadanos (partido liberal), con el que firmó un pacto, pero la suma de ambos -los 90 escaños del PSOE y los 40 de Ciudadanos- fue insuficiente para contrarrestar el voto en contra de PP y Podemos -123 y 69 escaños respectivamente-.