Gran parte de Texas es azotada por tormentas e inundaciones, como la que se ve en la imagen del 18 de abril en Houston. (Crédito: STR/AFP/Getty Images).

(CNN) – El agua los sorprendió. El arroyo que está detrás de su casa subió rápido y su torrente se los llevó.

Una mujer y sus cuatro nietos murieron después de ser arrastrados por las aguas en Palestina, Texas, esta mañana, informó el capitán James Muñiz del Departamento de Policía esa ciudad.

"Vivían en un callejón sin salida en una zona de baja altitud. Tuvimos lluvias torrenciales que comenzaron después de la medianoche y tienen un pequeño arroyo detrás de la casa", narró Muñz.

"El agua subió de forma extremadamente rápida, las personas trataron de salir, pero antes de que pudieran hacerlo, el agua ya estaba en el techo de la casa", dijo el funcionario.

Trataron de sobrevivir, lucharon, pero no pudieron con la furiosa riada, que se los arrastró.

Tuvieron que pasar horas para que el nivel del agua bajara y las autoridades pudieran recuperar los cuerpos de las cinco víctimas.

Según las autoridades, los niños tenían menos de 9 años y la abuela tenía 64 años. Las identidades de las víctimas no fueron reveladas hasta que sus familiares sean notificados de sus muertes.