CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
EE.UU.

George Zimmerman estaría subastando el arma con el que mató al joven Trayvon Martin

Por Faith Karimi

(CNN) — George Zimmerman está subastando el arma con el que mató a Trayvon Martin hace cuatro años, según le dijo a una estación de televisión de Florida.

Un jurado exoneró a Zimmerman de la muerte del adolescente negro que no estaba armado, después de que Zimmerman dijo que fue en defensa propia.

Desde ese entonces, Zimmerman ha llegado a los titulares en varias ocasiones, incluyendo una vez que fue arrestado por un caso de violencia doméstica. Los fiscales retiraron los cargos después de que su novia se rehusó a colaborar con la investigación.

Ahora reaparece en la prensa por una publicación que hizo en una página web de subastas.

La publicación dice que el arma es supuestamente la que usó para matar a Trayvon Martin y pide 5.000 dólares por el objetos.

“Me honra anunciar la venta de un arma que es un ícono estadounidense. El arma que fue usada para defender mi vida y terminar con el brutal ataque de Trayvon Martin el 2 de febrero de 2012”.

La publicación alardea de la popularidad del arma, describiéndola como una “pieza de historia estadounidense” en la que los museos han expresado estar interesados.

En una entrevista con el canal WOFL-TV in Orlando, Zimmerman dijo que decidió vender el arma y seguir adelante.

“Recientemente me la devolvió el Departamento de Justicia”, dijo. “Me la quitaron después del juicio, después de que fui exonerado”.

Zimmerman le dijo al canal que ha tenido amenazas de muerte desde que la puso a la venta.

“He decidido no acobardarme. Soy un estadounidense libre y puedo hacer lo que quiera con mis posesiones”

Las ganancias de la venta serán usadas para “combatir la violencia de Black Lives Matter contra los policías”, dice la publicación.

George Zimmerman es un guardia voluntario que en 2012 mató a un joven negro. El vigilante fue exonerado de sus cargos en un sonado juicio que levantó ampollas por la posible discriminación racial y el abuso de la fuerza policial.