CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias de EE.UU.

Airbnb lleva a juicio al gobierno de San Francisco

Por Robert Mclean

(CNNMoney) — Airbnb llevará a juicio al gobierno de la ciudad en la que tiene su sede.

La empresa presentó una demanda contra el Ayuntamiento de San Francisco, Estados Unidos, en la que se opone a los cambios a los reglamentos sobre rentas a corto plazo que su Junta de Supervisores aprobó.

En un nuevo bando de gobierno que entrará en vigor a finales de julio se estableció que todos los anfitriones de Airbnb estarán obligados a registrarse ante el Ayuntamiento. Si no lo hacen, Airbnb se haría acreedora a una multa de mil dólares al día por cada anuncio, con lo que la empresa sería la responsable de asegurarse de que cada anuncio sea legal.

No obstante, el proceso municipal de registro cuesta 50 dólares y es lo suficientemente anacrónico como para desanimar a muchos anfitriones. No se puede hacer por internet y es necesario presentar toda la documentación en persona.

Airbnb argumenta que la nueva regla viola la Ley de Moralidad en las Comunicaciones (Communications Decency Act), la Ley de Comunicaciones Almacenadas (Stored Communications Act) y la Primera Enmienda.

“Aunque hemos intentado colaborar con el Ayuntamiento en alternativas sensatas y legales a este nuevo bando de gobierno, lamentamos vernos obligados a pedirle a un tribunal federal que intervenga en esta cuestión”, señaló la empresa en un blog.

Airbnb señaló que la medida no tiene precedentes para la empresa, pero que cree que “es la mejor forma de proteger a nuestra comunidad de anfitriones y huéspedes”.

Los representantes del Ayuntamiento de San Francisco no estuvieron disponibles de inmediato para hacer comentarios.

Los detractores de Airbnb han criticado desde hace tiempo que esta clase de servicios eliminan vivienda asequible del mercado porque transforman departamentos rentables en hoteles no oficiales.

Es un problema al que se enfrentan muchas grandes ciudades de Estados Unidos.

El gobierno de Los Ángeles emprendió acciones en contra de algunos departamentos de renta controlada que se alquilan ilegalmente a corto plazo.

Además, el gobierno del estado de Nueva York está por promulgar una ley en la que se prohíbe a muchas personas anunciar departamentos en sitios como Airbnb. Los anfitriones que violen la disposición se harían acreedores a multas de hasta 7,500 dólares. Airbnb señaló que más de 40.000 anfitriones podrían hacerse acreedores a las multas.

Con información de Heather Kelly de CNNMoney.