CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Europa

Alemania podría prohibir parcialmente el uso de la burka

Por Sheena McKenzie

(CNN) — Alemania podría ser el próximo país europeo en prohibir el uso del velo musulmán tras una propuesta de funcionarios de la coalición gobernante.

Los funcionarios intentan prohibir el velo musulmán, conocido como burka, en lugares públicos donde la identificación es requerida como oficinas, escuelas, jardines para niños y oficinas de gobierno, asegurando que la prenda no se ajusta a la sociedad alemana.

“El velo que tapa la cara, nosotros lo rechazamos. No solo la burka”, dijo el ministro del Interior Thomas de Maiziere en una conferencia de prensa de los miembros de la Unión Demócrata Cristiana y sus aliados, la Unión Social Cristiana, que gobiernan en coalición.

“Esto no se ajusta a nuestra sociedad… es por ello que pedimos que nos muestren su cara”, dijo de Maiziere.

“El velo que tapa la cara no se ajusta a nuestro entendimiento de una sociedad tolerante y libre. No se ajusta con nuestra visión de las mujeres”, añadió Frank Henkel, ministro del Interior de la ciudad de Berlín, un aliado político del ministro del Interior federal Thomas de Maiziere que habló en la misma conferencia de prensa.

La propuesta de prohibición parcial busca promover la seguridad y la cohesión nacional, según dijo Maiziere, quien negó que los planes de la prohibición fueran para apaciguar al cada vez más popular partido de derecha, AFD.

“Hacemos lo que consideramos correcto y el AFD puede comportarse como quiera”, dijo.

tipos-de-velos-musulmanes-burka-nikab-hijab-tcjador-CNN

Esta imagen muestra varios tipos de velos que usan las mujeres musulmanas: una hijab (arriba en la izquierda); una nikab (arriba a la derecha); un tchador, (abajo a la izquierda) y una burka, (abajo a la derecha)

Prohibición del burkini

La propuesta para prohibir la burka llega luego de una serie de prohibiciones que ropa considerada religiosa —incluyendo burkinis— en algunas playas francesas.

Cannes, un ciudad en la Riviera Francesa famosa por su festival de cine anual, prohibió el vestido de baño musulmán o burkini a propósito de los recientes ataques terroristas en Francia y en otros países de Europa occidental.

Aquellos que rompan la regla temporal —que está vigente entre el 28 de julio y el 31 de agosto— enfrenta multas de 38 euros (unos 42 dólares), según el alcalde de Cannes.

La prohibición francesa también hizo que se cancelara un evento programado para mujeres musulmanas conocido como el día del burkini que se iba a realizar en un parque acuático cerca de Marsella. Las autoridades dijeron que hubo amenazas a los organizadores del evento.

El evento privado, organizado por el grupo Smile 13, provocó indignación entre algunos políticos y ciudadanos franceses que afirmaban que era una afrenta a la laicidad rigurosamente forzada de Francia.

Precedente francés 

La propuesta de Alemania se da luego de una prohibición similar en Francia, Bélgica y Suiza.

En abril de 2011, Francia se volvió el primer país europeo en prohibir el uso en público de la burka, una prenda que cubre todo el cuerpo e incluye un velo sobre la cara; y también la nikab, un velo que cubre la cara pero que tiene orificios para los ojos.

Aquellos que infrinjan la ley se enfrentan a una multa de 150 euros (unos 205 dólares) o actividades de servicio público.

La ley fue confirmada por la Convención Europea de Derechos Humanos en 2014 luego de que una mujer de 24 años de edad llevara el caso a la corte, alegando que la ley infringía su libertad religiosa.

El gobierno también prohibió anteriormente las pañoletas musulmanas que se utilizan en la cabeza y otros  símbolos religiosos “visibles” en las escuelas francesas en febrero de 2004.

Las leyes han sido criticadas por defensores de la libertad religiosa pero apoyadas por otros quienes ven el velo islámico como un objeto degradante para la mujer e inconsistente con el laicismo francés.