(CNN) - El vapor se elevó desde el lago de agua dulce más grande de Hawai mientras la lava evaporaba sus plácidas aguas en cuestión de horas y lo convirtió en una de las víctimas del volcán Kilauea de la Isla Grande.

Una columna de vapor apareció por primera vez a eso de las 10 a.m. hora local del sábado mientras la lava llegó al Lago Verde en Kapoho; pero a las 3 p.m. de ese día, el Departamento de Bomberos del Condado de Hawai sobrevoló el área y confirmó al Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS) que el lago estaba lleno de lava y el cuerpo de agua ya no estaba.

Así se vio el Lago Verde en Hawai al entrar en contacto con la lava. (Crédito: Hawaii County Fire Department)

El Lago Verde —un popular lugar para nadar— llegó a tener alguna vez cerca de 60 metros de profundidad, según la afiliada de CNN, KHNL/KGMB.

“No podía creerlo”, le dijo Drew Kapp, instructor de geografía del Community College de Hawai, a la estación de televisión local. “Nunca había escuchado que algo así hubiera ocurrido antes”.

Ha pasado más de un mes desde que la lava empezó su lento y destructivo camino luego de que el volcán Kilauea hiciera erupción. Cerca de 200 kilómetros cuadrados de tierra han quedado cubiertos de lava.

  • Mira en este videoImágenes aéreas muestran la devastación del Kilauea en Hawai

Los residentes también han tenido que luchar contra gases venenosos producidos por la lava, que pueden contener laze, un ácido clorhídrico y partículas de vidrio volcánico.

El Lago Verde no es la única parte de la Isla Grande que ha sido transformada por la reciente actividad volcánica. La bahía de Kahopo, famosa por sus poza de marea, quedaron completamente llenos de lava este jueves.

- Hollie Silverman de CNN contribuyó con este reporte.