(CNN Español) - Una mujer guatemalteca que hace parte de la caravana de inmigrantes que espera llegar a Estados Unidos dio a luz en un hospital en Juchitán, Oaxaca, según informó la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

"“Durante los recorridos del personal de este Organismo Nacional en el albergue instalado en esta ciudad (Juchitán) para la atención de las personas en contexto de movilidad humana, se conoció el caso y se realizaron acciones, junto con la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO), para facilitar su acceso a servicio médico", dice la CNDH en un comunicado.

El bebé y la madre están estables y la mujer permanecerá en observación recibiendo acompañamiento de personal del CNDH, informó el organismo.

MIRA: La caravana de migrantes pide que Trump "se toque el corazón"

Según la agencia de noticias mexicana Notimex, los padres de la bebé viajan con sus otros tres hijos y la madre, Olga Suyapa, había informado que su fecha de parto era el 15 de noviembre.

El padre de la menor se llama Adrián Vázquez, según informó Notimex, y le dijo a la agencia mexicana que su plan es buscar trabajo en Juchitán para poder llegar hasta Coahuila, en el norte de México, para reunirse con una de sus hijas que vive allí.

Rescatan a bebé enterrado vivo en EE.UU.

(Imagen de archivo)

Suyapa le dijo a Notimex que su familia dejó Guatemala por falta de oportunidades.

La nacionalidad mexicana se adquiere por nacimiento o naturalización, según la Constitución Política de México.

"Son mexicanos por nacimiento: I. Los que nazcan en territorio de la República, sea cual fuere la nacionalidad de sus padres", indica el Artículo 30.

MIRA: EE.UU. intenta evitar el ingreso de la caravana de migrantes centroamericanos

Miles de personas han dejado sus países en Centroamérica en varias caravanas de caminantes en las que muchos aspiran llegar a EE.UU., pues dicen que huyen de la violencia y buscando oportunidades económicas.

Un grupo de inmigrantes salió de Honduras el 13 de octubre hacia la frontera sur de México. Luego se sumó otro grupo de personas también hondureñas, pero algunos también de Guatemala.

La caravana llegó a tener más de 7.000 miembros, pero más de 3.700 han regresado a Honduras desde México, según la Cancillería de México.