CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Pompeo: ‘Estuve en la llamada telefónica con Trump y el presidente de Ucrania’

Por CNN

(CNN) — El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, admitió el miércoles que estuvo durante la llamada telefónica del 25 de julio en la que el presidente Donald Trump le pidió al presidente de Ucrania Volodymyr Zelensky que investigara al exvicepresidente Joe Biden.

“Estuve en la llamada telefónica”, dijo Pompeo el miércoles durante una conferencia de prensa en Roma con el ministro de Relaciones Exteriores de Italia, horas antes de la reunión privada “urgente” que el inspector general del Departamento de Estado solicitó con altos funcionarios del Congreso sobre los documentos relacionados con el escándalo de Ucrania.

La llamada telefónica fue parte de la denuncia que hizo un informante sobre que supuestamente Trump intentó “solicitar interferencia” de Ucrania en las próximas elecciones de 2020, y que la Casa Blanca tomó medidas para encubrirlo. Trump ha negado haber hecho algo inapropiado.

Las declaraciones de Pompeo del miércoles fueron la primera vez que el principal diplomático estadounidense confirmó que estuvo en la llamada de julio entre Trump y Zelensky, luego de evadir previamente preguntas sobre lo que sabía de la conversación y los informes de noticias que revelaron que él estuvo durante la llamada.

Durante la conferencia de prensa del miércoles, se le preguntó a Pompeo si escuchó algo en la llamada que le preocupara o que generara una alerta roja, pero eludió la pregunta.

“La llamada telefónica fue en el contexto de … ahora, he sido secretario de Estado por un año y medio. Sé exactamente cuál es la política estadounidense con respecto a Ucrania. Ha sido notablemente consistente, y continuaremos tratando de impulsar ese conjunto de resultados”, les dijo Pompeo a los periodistas.

“Es en lo que se enfocó nuestro equipo, incluido el embajador (Kurt) Volker, fue en eliminar la amenaza que Rusia plantea allí en Ucrania. Se trataba de ayudar a los ucranianos a salir de la corrupción y al gobierno a deshacerse de la corrupción y ayudar a este nuevo gobierno de Ucrania a construir una economía exitosa y próspera. Es a lo que se han dedicado los funcionarios del Departamento de Estado que he tenido el privilegio de liderar. Y es lo que continuaremos haciendo. Incluso mientras todo este ruido continúa”.

El diario The Wall Street Journal informó por primera vez, y CNN lo confirmó, que Pompeo estaba en la llamada con Trump y Zelensky, donde Trump le pidió a Zelensky un “favor”: investigar a Biden, uno de los candidatos para la nominación demócrata de 2020, y a su hijo Hunter Biden. No ha habido evidencia de irregularidades por parte de los Biden.

A Pompeo se le preguntó sobre la denuncia del informante la semana pasada mientras estaba en Nueva York en la Asamblea General de las Naciones Unidas, pero dijo en ese momento que aún no la había leído en su totalidad.

Una respuesta similar dio en una entrevista con ABC News el 22 de septiembre, donde se le preguntó qué sabía sobre la conversación.

“Acabas de darme un informe sobre una denuncia de un informante (de la comunidad de inteligencia), que no he visto”, dijo Pompeo a ABC News en ese momento.

La denuncia de un informante sobre las irregularidades llevó a los demócratas de la Cámara de Representantes a lanzar una investigación formal de juicio político contra Trump.

A fines de la semana pasada, Pompeo fue citado por los presidentes de las comisiones de Inteligencia, Asuntos Exteriores y Supervisión de la Cámara por su incapacidad para producir documentos relacionados con Ucrania.

Además de la citación, los presidentes de las comisiones informaron a Pompeo en una carta separada que habían programado declaraciones para cinco funcionarios del Departamento de Estado que han sido mencionados en relación con la investigación. Pompeo había respondido el martes que el calendario propuesto para que los estas personas testifiquen estaba demasiado comprimido, y los demócratas advirtieron a Pompeo que cualquier esfuerzo para evitar que esos funcionarios hablen ante el Congreso “es ilegal y constituirá evidencia de obstrucción de la investigación de juicio político”.

En Roma el miércoles, Pompeo dijo que se oponía a las demandas que “violan profundamente los principios fundamentales de separación de poderes”, diciendo que los demócratas de la Cámara se habían puesto en contacto directamente con los cinco funcionarios y les habían dicho que no contactaran a un asesor legal del Departamento de Estado.

“Por supuesto, haremos nuestro deber constitucional de cooperar con esta rama”, dijo Pompeo. “Pero lo haremos de una manera que sea coherente con los valores fundamentales del sistema estadounidense. Y no toleraremos a la gente que intimida en el Capitolio, que intimida a los empleados del Departamento de Estado. Eso es inaceptable, y no es algo que yo voy a permitir que suceda”.


— Zachary Cohen y Jamie Gangel de CNN contribuyeron a este informe.