CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Accidentes

La viuda de Kobe Bryant demanda a la compañía de helicópteros por el accidente

Por Cheri Mossburg, Jason Hanna

(CNN) — La viuda de Kobe Bryant demandó a Island Express Helicopters por el accidente de enero en el que murió la leyenda de la NBA y su hija, alegando en parte que el piloto no pudo operar con seguridad la aeronave.

La demanda de Vanessa Bryant se presentó en el Tribunal Superior de Los Ángeles el lunes, el mismo día que se estaba llevando a cabo una celebración conmemorativa para Kobe y Gianna Bryant en el Staples Center.

La demanda alega numerosos cargos de negligencia y homicidio culposo contra Island Express, el operador del helicóptero, en el accidente del 26 de enero en Calabasas, California. En el accidente murieron otras siete personas, incluido el piloto Ara Zobayan.

«Este fue un accidente trágico. No tendremos ningún comentario sobre el litigio pendiente», dijo la compañía en un comunicado el lunes.

Una abogada que representa a Island Express, Teri Neville, no hizo comentarios cuando fue contactada el lunes por teléfono.

El helicóptero, que se estrelló en un terreno montañoso en condiciones de niebla, transportaba a sus pasajeros a la Academia de Deportes Mamba en Thousand Oaks para un juego de baloncesto juvenil.

La demanda obtenida por CNN afirma, en parte, que Zobayan:

• «No pudo monitorear y evaluar adecuadamente el clima antes del despegue»;

• «No pudo abortar el vuelo cuando supo de las condiciones nubladas»;

• Y «no operó de manera adecuada y segura el helicóptero, lo que provocó un accidente».

«El acusado Island Express Helicopters es indirectamente responsable de todas y cada una de las acciones de Ara George Zobayan, incluido su negligente y descuidado pilotaje y operación del helicóptero indicado, debido a su relación principal y de agente con Ara George Zobayan», dice la demanda.

La demanda dice que Vanessa Bryant busca una respuesta por daños generales, económicos y punitivos. No se expresaron cifras financieras en la demanda.

Island Express suspendió sus servicios después del accidente.

El helicóptero voló en condiciones para las cuales la compañía no estaba certificada, dice la demanda

La demanda también dice que Zobayan voló incorrectamente el helicóptero en condiciones que deberían haber requerido reglas de vuelo por instrumentos (IFR), algo para lo que el helicóptero no tenía licencia o certificación, de acuerdo con el documento.

Los registros de la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) revisados por CNN revelan que Island Express fue certificado para vuelos utilizando solo reglas de vuelo visual (VFR). Las reglas de vuelo visual requieren que los pilotos se mantengan alejados de las nubes y con buena visibilidad mientras usan la navegación visual y por instrumentos.

IFR, por el contrario, implica la navegación solo por instrumentos, y bajo la dirección constante de los controladores de vuelo.

Durante parte del vuelo del 26 de enero, Zobayan estaba operando bajo «reglas especiales de vuelo visual (SVFR)», según una conversación de control de tráfico aéreo con el piloto, capturada por el sitio web LiveATC.net. El SVFR era para una porción media del vuelo, a través del espacio aéreo del aeropuerto de Burbank.

Una autorización SVFR permite que un piloto vuele en condiciones climáticas peores que las permitidas para las reglas habituales de vuelo visual.

Los pilotos pueden solicitar la autorización de SVFR antes del despegue o el vuelo, especialmente si las condiciones cambian repentinamente, dijo el analista de transporte de CNN Peter Goelz después del accidente.

Además, la demanda alega que la compañía sabía o debería haber sabido que Zobayan había violado las reglas de vuelo relacionadas con el clima en 2015.

Mientras operaba un helicóptero de Island Express en mayo de 2015, a Zobayan se le negó la autorización a través del Aeropuerto Internacional de Los Ángeles debido a la visibilidad reducida de condiciones climáticas, de acuerdo con los registros de aplicación de la Administración Federal de Aviación.

Un controlador de tránsito aéreo le informó que el aeródromo reportaba menos que los mínimos básicos de VFR, pero Zobayan violó las reglas y voló al espacio aéreo, de acuerdo con los registros policiales.

Los registros indican que Zobayan admitió su error y «estaba dispuesto a tomar cualquier otra medida necesaria para cumplir».

«El Sr. Zobayan recibió asesoramiento para operar en espacio aéreo de Clase B, mínimos climáticos especiales VFR, planificación adecuada, revisión del clima y anticipación de la acción requerida. Fue cooperativo y receptivo a la orientación», agrega el informe.

«No hay indicios de que se trate de un incidente repetido y no hay indicios de que este incidente sea una tendencia con el Sr. Zobayan», agrega el informe.

La Junta Nacional de Seguridad del Transporte está investigando

Además de Bryant, de 41 años, y su hija, Gianna, de 13 años, el accidente cobró la vida de Payton Chester, de 13 años; Sarah Chester, de 45 años; Alyssa Altobelli, 14; Keri Altobelli, 46; John Altobelli, 56; Christina Mauser, 38, y Zobayan, de 50 años.

En una actualización del 7 de febrero de la Junta Nacional de Seguridad del Transporte sobre la investigación del accidente, la junta dijo que no había evidencia de falla del motor. Una semana después, emitió un informe preliminar que subraya el clima nublado en el área ese día.

La junta planea publicar una determinación de la causa del accidente en su informe final dentro de unos meses.