CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Celebridades

Análisis: Sí, Adele perdió peso. Pero ¿tenemos derecho a elogiar o criticar eso?

Por Lisa Respers France

(CNN) – Adele siempre ha amado la piel que habita.

Cuando apareció por primera vez con su álbum debut “19” en 2008, la cantante británica fue criticada por ser de tallas grandes.

Después bajó de peso, pero aparentemente no fue suficiente para los estándares de algunas personas.

En 2012, el famoso diseñador de moda Karl Lagerfeld se disculpó luego de que supuestamente llamara a la múltiples ganadora del Grammy “un poco gorda”.

Adele respondió de vuelta.

“Nunca me he querido parecer a las modelos en las portadas de revistas”, le dijo Adele, quien entonces tenía 23 años, a la revista People. “Yo represento a la mayoría de las mujeres y estoy muy orgullosa de eso”, añadió.

Por esa misma época, discutió sobre imagen corporal con Anderson Cooper de CNN, durante una entrevista en “60 Minutes”: compartió que nunca sintió presión para verse de cierta manera.

“Nunca he visto las portadas de revistas y los videos musicales y he pensado como ‘quiero lucir así si quiero ser exitosa’”, explicó.

En los años siguientes, Adele escaló incluso a alturas mayores como artista. También se convirtió en madre, se casó y se divorció.

En una foto publicada en Instagram este miércoles para celebrar su cumpleaños, Adele, ahora de 32 años, aparece más delgada que nunca desde que se hizo famosa.

Como sociedad amamos un antes y un después cuando se trata de nuestras estrellas. Cada transformación de una celebridad, física o de otro tipo, suele llevar a nuestra evaluación pública de si es algo bueno o malo. Pero ¿elogiar la apariencia actual de Adele de alguna manera critica cómo se veía antes? ¿O simplemente estamos reconociendo la transformación?

Y no es que la Adele delgada no haya sido criticada antes.

La anterior foto de Adele causó gran revuelo en algunas redes sociales, en las que la gente ya había estado opinando su aparente pérdida de peso en enero.

Fue entonces cuando TMZ publicó un artículo titulado “AHORA LOS FANS DE ADELE DICEN QUE ESTÁ ADELGAZANDO DEMASIADO… No se puede complacer a todos”.

El comentario sobre Adele luciendo esbelta se produjo después de que se publicaron fotos de ella en la playa del territorio británico de Anguila.

Y es que al parecer tampoco se puede ganar por perder… peso.

Con las celebridades, parece que muchos sienten que tienen el derecho a comentar más libremente sobre ellos porque compramos su música o vemos sus películas. Los conocemos pero no los conocemos, entonces, ¿cuál es el daño al compartir opiniones sobre ellos?

Pero el cuerpo de Adele le pertenece a ella. La forma en que elige verse también es asunto suyo y no es un reflejo de su arte, ni de su talento destacado, ni de sus logros profesionales. Ella ha vendido millones de álbumes, tuvo cuatro éxitos en el número 1 de Billboard, ganó 15 Grammys y llenó innumerables estadios, todo mientras tenía varias tallas.

Sí, Adele ha perdido peso. Pero arriba o abajo en la escala, sigue siendo una mujer hermosa que crea arte.

“Hay problemas más grandes en el mundo que cómo me siento conmigo misma y cosas así”, respondió Adele sobre su imagen corporal en una entrevista de 2015.

Amén, Adele. Amén.