CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

La pandemia de coronavirus podría causar una ola de daño cerebral, advierten científicos

Por Jessie Yeung, Lauren Mascarenhas

(CNN) — La pandemia de coronavirus podría provocar una ola de daño cerebral en pacientes infectados, advirtieron investigadores británicos en un nuevo estudio publicado el miércoles.

Expertos del University College de Londres (UCL, por sus siglas en inglés) explicaron que el covid-19 podría causar complicaciones neurológicas, incluyendo apoplejías, daño nervioso e inflamación cerebral potencialmente fatal, incluso si los pacientes no muestran síntomas respiratorios graves asociados con la enfermedad.

«Debemos estar atentos y pendientes de estas complicaciones en las personas que han tenido covid-19», dijo el autor principal, el Dr. Michael Zandi, en un comunicado de prensa de UCL, y advirtió que aún está por verse «si veremos una epidemia a gran escala de daños cerebrales relacionados con la pandemia».

Será necesario hacer estudios de seguimiento para comprender las posibles consecuencias neurológicas a largo plazo de la pandemia, indicaron los autores.

El estudio, publicado en la revista Brain, examinó a 43 pacientes tratados en los hospitales de UCL por coronavirus confirmado o sospechoso en el período de abril a mayo. Los pacientes tenían entre 16 y 85 años, y mostraron una gama de síntomas leves a severos.

Entre estos pacientes, los investigadores encontraron 10 casos de «disfunción cerebral temporal» y delirio, 12 casos de inflamación cerebral, ocho casos de apoplejía y ocho casos de daño nervioso.

La mayoría de los pacientes que mostraron inflamación cerebral fueron diagnosticados con una condición específica rara y a veces mortal conocida como Encefalomielitis aguda diseminada (ADEM, por sus siglas en inglés). Antes de la pandemia, el equipo de investigación en Londres veía aproximadamente un paciente con ADEM por mes. Durante el período de estudio, el número aumentó a al menos uno por semana.

Una mujer alucinó con leones y monos en su casa. Otros informaron entumecimiento en las extremidades o la cara, visión doble y desorientación. Un paciente con síntomas severos apenas permanecía consciente, respondiendo solo cuando tenía dolor.

El impacto que tiene el covid-19 en la salud mental de EE.UU. 2:53

Los investigadores todavía tratan de descubrir por qué exactamente los pacientes con covid-19 desarrollan estas complicaciones cerebrales. El virus que causa el covid-19 no fue encontrado en su fluido cerebral, lo que significa que el virus no parece atacar directamente al cerebro. Una teoría, en cambio, es que las complicaciones se desencadenan indirectamente por una respuesta inmune del cuerpo del paciente, no por el virus en sí.

Estos hallazgos son importantes para advertir a los médicos de todo el mundo que monitorean y tratan a los pacientes, pero también plantean nuevas preguntas y desafíos. En el caso de los pacientes que no muestran síntomas respiratorios graves, como problemas para respirar, puede ser difícil identificar estas complicaciones cerebrales lo suficientemente temprano como para prevenir o minimizar el daño. Y en los pacientes que están gravemente enfermos, su estado de salud precario puede limitar cuánto pueden hacer los médicos para investigar lo que está sucediendo en su cerebro.

Los autores advirtieron que serán «esenciales» otros estudios para determinar cómo exactamente el virus causa daño cerebral y cómo tratarlo.

«Dado que la enfermedad solo ha existido durante unos meses, es posible que aún no sepamos qué daño a largo plazo puede causar el covid-19», afirmó el primer autor adjunto, Dr. Ross Paterson, en el comunicado de prensa. «Los médicos deben ser conscientes de los posibles efectos neurológicos, ya que el diagnóstico temprano puede mejorar los resultados del paciente», explicó.

El Dr. David Strain, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Exeter, que no formó parte del estudio, calificó los hallazgos de importantes pero «no sorprendentes» dados los casos previos de coronavirus.

«La principal limitación es que no sabemos cuál es el denominador, por lo que no sabemos con qué frecuencia surgen estas complicaciones», dijo en un comunicado el miércoles. «Ya hemos visto que algunas personas con covid-19 pueden necesitar un largo período de rehabilitación, tanto de rehabilitación física a través del ejercicio como de rehabilitación cerebral. Necesitamos entender más sobre el impacto de esta infección en el cerebro»,  explicó.