CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Algunos soldados de la Guardia Nacional permanecerán en Washington por preocupaciones sobre posibles disturbios en el juicio político

Por Barbara Starr

(CNN) — Los planes para mantener a miles de soldados de la Guardia Nacional en Washington hasta finales de mes están motivados en parte por la preocupación de que se produzcan más disturbios durante el juicio político que se aproxima, y también en anticipación del primer discurso del presidente Biden ante una sesión conjunta del Congreso, según funcionarios de defensa familiarizados con la planificación actual.

La preocupación se deriva de lo que los funcionarios dijeron que eran conversaciones en curso escogidas por las fuerzas del orden federales sobre manifestaciones.

El jueves, la alcaldesa de Washington, Muriel Bowser, hizo referencia a la «inteligencia de nuestros socios federales que sugeriría que necesitamos más presencia». Sin embargo, no entró en más detalles.

También se habla de que las tropas se queden hasta marzo por la información de inteligencia sobre otras manifestaciones y amenazas que se avecinan, dijo el funcionario. Originalmente el despliegue era por un mínimo de 30 días.

La vuelta a casa de parte de los soldados de la Guardia Nacional

CNN informó el jueves de que la mayor parte de los 25.000 soldados de la Guardia Nacional que fueron trasladados a Washington para ayudar a asegurar la ciudad durante la toma de posesión volverían a sus hogares en un plazo de cinco a 10 días, según un comunicado de la Oficina de la Guardia Nacional.

Aproximadamente 15.000 soldados volverán a casa «lo más pronto posible». No obstante, la planificación y el proceso para empezar a trasladarlos puede llevar unos días.

publicidad

Hay algunas agencias que solicitan apoyo continuo, dijo la Oficina de la Guardia Nacional. Se espera que aproximadamente 7.000 efectivos de la Guardia permanezcan hasta fin del mes.

Los incidentes en Washington se han calmado, dijo un funcionario de las fuerzas del orden, pero no a un nivel que genere grandes cambios en términos de las preocupaciones de seguridad. El Capitolio sigue siendo un objetivo y los eventos que lo rodean siguen siendo un objetivo, dijo el funcionario.

Sin embargo, el despliegue en curso será «voluntario». Además, los gobernadores tendrán que estar de acuerdo en que se mantengan esas fuerzas del orden en la ciudad.