CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

CNN Estilo

OPINIÓN | A pesar de todo ¡seguimos “queriéndonos” y cuidándonos! Y eso es bueno…

Por Mari Rodríguez Ichaso

Nota del editor: Mari Rodríguez Ichaso ha sido colaboradora de la revista Vanidades durante varias décadas. Especialista en moda, viajes, gastronomía, arte, arquitectura y entretenimiento. Productora de cine. Columnista de estilo de CNN en Español. Las opiniones expresadas en esta columna son exclusivamente suyas. Lee más artículos de opinión en cnne.com/opinion.

(CNN Español) — Es un fenómeno muy interesante notar que a pesar de todos los retos y problemas que el coronavirus ha traído a nuestras vidas -incluyendo que tengamos que usar diariamente mascarillas- el instinto vital de cuidar nuestros cuerpos se mantiene vivo. ¡Algo muy positivo en medio del caos!

Y especialmente el cuidar nuestra piel -ahora que usamos menos maquillaje, pues salimos menos- es una realidad que muchos enfrentan. ¿No les parece?

MIRA: La reflexión de Yuri y Don Francisco sobre el cuidado del cuerpo y la mente

Usar mascarillas ha creado en muchas el llamado “maskne” en inglés – una especie de acné producido por humedad, falta de exposición, alergias, residuos de grasa y hasta algunas bacterias. De ello que -con un teléfono inteligente y tiempo para chequear ventas por Internet- hemos comprado una gran cantidad de productos de belleza en 2020.

Por ejemplo, aunque las ventas de maquillaje resultaron golpeadas como muchos sectores por la crisis económica que trajo la pandemia, la gente se concentró más en el cuidado de la piel.

Yo veo esto como una buena reacción (por pequeña que sea) después de más de un año en que nuestro estilo de vida cambió y fue revolucionado de pies a cabeza. “Querernos” y tratar de mantener una imagen cuidada y lo mejor posible es señal de excelente equilibrio y supervivencia. Señal de haber recobrado la disciplina.

publicidad

MIRA: La pandemia silenciosa en República Dominicana: el impacto de la crisis del covid-19 en la salud mental

Esta idea me encanta y me levanta muchísimo el ánimo – y es todo lo que necesitaba mi tendencia de consumidora empedernida. Y les comento que personalmente he comprado por Internet más cremas y lociones que nunca, he “revivido” mi casi olvidada rutina de belleza – y he encontrado que “quererme” y cuidarme, es una encantadora y exuberante sensación de bienestar ¡y así seguiré en 2021 con más optimismo y al menos una piel renovada!