Más de Política (10 videos)

Temen que nueva ley antiaborto en Georgia desafíe ese derecho constitucional que EE.UU. goza desde 1973

El gobernador de Georgia Brian Kemp firmó una de las leyes más severas contra el aborto en todo Estados Unidos que prohíbe interrumpir un embarazo una vez detectables los latidos del feto. Antes de que entre en vigor en enero de 2020, esta ley deberá superar los retos legales impuestos por quienes promueven que las mujeres puedan contar con acceso seguro a la interrupción del embarazo. Los activistas temen que la pugna por establecer esta y otras leyes similares en otros estados llegue a la Corte Suprema donde la actual mayoría de jueces más conservadores podría invalidar la decisión de los magistrados en 1973 que legalizó el aborto en todo el país.