(CNN) – Mientras las ciudades alrededor del mundo tratan de superar la falta de vivienda y la escasez de tierras, nunca ha sido tan grande la necesidad de tener más edificios con apartamentos.

Es una realidad frente a la que los arquitectos son profundamente conscientes y muchos de ellos han propuesto nuevos y radicales modelos de lugares para habitar que no pelean con la belleza. Sus planteamientos incluyen torres que pueden cambiar su forma, absorber carbono y romperse en caso de una separación.

Sin embargo, mientras el aumento de apartamentos con diseño ha sido una bendición para quienes tienen altos ingresos en su búsqueda de nuevas viviendas inventivas, siguen siendo escasas las opciones asequibles que mantengan la misma calidad y creatividad.

“Es conveniente y financieramente necesario vivir en un apartamento. Eso elevó el reconocimiento de estos lugares como un patrón de vida. Pero, desafortunadamente, en Gran Bretaña y Estados Unidos el suministro de apartamentos económicos de alta calidad ha decaído y, de hecho, se quedaron cortos para satisfacer la necesidad”, le explicó por teléfono a CNN Michael Webb, autor de Building Community: New Apartment Architecture (Construyendo comunidad: nueva arquitectura de apartamentos).

Webb también culpó a “la falta de apoyo (para arquitectos creativos) de constructores privados, que sólo quieren obtener ganancias rápidas, o de las ciudades que abandonaron el mercado de vivienda”.

“La tragedia consiste en que los mejores arquitectos trabajaron para autoridades de vivienda pública o para asociaciones de vivienda sin ánimo de lucro por algunos años y ahora, a través de la privatización, ya no lo pueden hacer”, agregó el autor.

En su obra, Webb destaca 30 modelos de apartamentos diseñados por renombradas firmas internacionales como Gehry Architects, BIG y OMA, que realmente desafían lo tradicional en las construcciones.

Desde una casa urbana sostenible de tres viviendas en Turín (Italia) hasta una megaestructura entrelazada en Singapur, estos apartamentos "sugieren modelos de cómo ofrecer viviendas decentes para personas de todos los niveles de ingresos: desde los más pobres hasta los más ricos y quienes están en la mitad, indicó el autor”.

“Hay modelos de sanidad e imaginación que demuestran que podríamos vivir mucho mejor, si solo los arquitectos fueran liberados de hacer únicamente lo que les corresponde”, insistió Webb.

“Los conceptos básicos del diseño no han cambiado: espacio, luz, privacidad, buen aislamiento acústico, para que no escuches a tus vecinos ni al tráfico del exterior. Estas son las cualidades que los buenos arquitectos pueden plantear, pero sólo lo pueden hacer si alguien va a encargárselos”, agregó.

Mira la galería de arriba para conocer algunos de los edificios de apartamentos más innovadores del mundo.

Building Community: New Apartment Architecture de Michael Webb fue publicado por Thames & Hudson y ya está disponible.