(CNN) - Jacob Moore fue a visitar a Larry Nassar, entonces médico de gimnasia y amigo de la familia, después de su entrenamiento un día de abril de 2016, para lo que él pensaba sería un tratamiento de su hombro lesionado.

Pero en el sótano de Larry Nassar, el doctor le bajó los pantalones y lo sometió a acupuntura en el área genital, afirmando que eso ayudaría a su hombro, según relató Moore. Mientras lo hacía, Nassar habló con otra joven gimnasta en la sala de tratamiento sobre si había visto alguna vez la parte íntima del cuerpo de un hombre, agregó el abogado de Moore.

El episodio dejó al joven sintiéndose "bastante incómodo" y no hizo ningún efecto para ayudar a su hombro lesionado, que luego requirió cirugía, indicó él en una conferencia de prensa este lunes.

Moore, quien ahora es un gimnasta de primer año en la Universidad de Michigan, se convirtió en el primer hombre que acusa a Nassar de abuso sexual cuando se unió a una demanda civil federal contra el exmédico de gimnasia de Estados Unidos y otros relacionados con el escándalo la semana pasada.

El exmédico de la Universidad Estatal de Michigann, Larry Nassar, escucha su segunda sentencia en la corte del Condado de Eaton en Charlotte, Michigan, el 31 de enero de 2018. (Crédito: JEFF KOWALSKY/AFP/Getty Images)

Moore, ahora de 18 años, explicó que decidió hacer pública su historia después de ver a su hermana y a otras 200 niñas y mujeres testificar durante la sentencia penal a Larry Nassar a principios de este año. En ese momento, ningún hombre presentó la denuncia de abuso en contra del exmédico.

"Mi hermana y todas los demás en esta comunidad me inspiraron para hablar y ayudar a propiciar el cambio de lo que permitió que esto sucediera", afirmó Moore. "No quiero que (otras víctimas) tengan miedo de hablar por el estigma de que los hombres no pueden ser abusados ​​sexualmente ni de que pueden aprovecharse de ellos".

Nassar se declaró culpable de conducta sexual criminal en dos condados de Michigan y admitió haber usado su posición médica de confianza para abusar sexualmente de sus pacientes bajo la apariencia de tratamiento médico. Fue condenado a décadas de prisión por esos delitos y por varios cargos de pornografía infantil.

'Eso no ayudó'

Este lunes, Moore señaló que acudió a Larry Nassar para recibir tratamiento médico por su hombro lesionado. Pero, él sabía que la acupuntura en su área genital fue inútil.

"Salí de su sótano pensando que eso no ayudaba para nada", recordó. "Es frustrante cuando tienes una lesión y crees que recibirás un tratamiento médico legítimo, y eso no lo estás logrando", agregó.

Jacob Moore (a la izquierda) es el primer hombre en acusar a Nassar por abuso.

La demanda civil contra Nassar argumenta que el "tratamiento" no fue médico sino criminal.

"No existe una conexión médica conocida acerca de que el dolor de hombro pueda tratarse mediante acupuntura en el área de los genitales masculinos", dice la demanda. "El demandante Jacob Moore cree que la conducta del doctor Nassar fue agresión sexual, violencia, abuso, acoso y hostigamiento realizados por el acusado Nassar para su placer y gratificación sexual".

La hermana de Moore, Kamerin, testificó por primera vez en enero pasado sobre el abuso que ella y su hermano experimentaron, en el marco de las audiencias de sentencia contra Nassar en el condado de Ingham en Michigan. Ella también se unió a la demanda civil federal.

LEE: La historia de cómo las víctimas de abuso de Nassar se convirtieron en una hermandad de supervivientes

Un comportamiento "atroz"

Nassar se desempeñó como médico del equipo de gimnasia de Estados Unidos durante aproximadamente dos décadas.

Tras recibir quejas sobre Nassar, el equipo terminó su relación con él en el verano de 2015. Sin embargo, continuó atendiendo pacientes en la Universidad Estatal de Michigan hasta que el diario Indianapolis Star informó sobre las acusaciones en el agosto siguiente. Fue arrestado en noviembre de 2016.

Un fiscal especial investiga a la Universidad Estatal de Michigan para determinar cómo Nassar podría haber abusado de los atletas durante tanto tiempo sin que se tomaran medidas en su contra.

El abogado de Moore, Tom Waun, aseguró este lunes que es "atroz" que su cliente fuera agredido por Nassar casi un año después de que el equipo de gimnasia lo despidiera, pero falló a la hora de informar a otros atletas. El joven ha sido parte de USA Gymnastics desde 2006.

"Jake era un niño en ese momento, y era un hombre joven que no merecía que esto sucediera", agregó Waun.

Kristina Sgueglia de CNN contribuyó a este informe.