Bombardeos de las fuerzas de Turquía contra posiciones de ISIS en Siria. (Crédito: Getty Images / Imagen de archivo)

(CNN)– La OTAN dijo el domingo que se reuniría esta semana, después de que Turquía pidió conversaciones especiales en medio de las crecientes preocupaciones sobre su seguridad.

Turquía hizo la solicitud en virtud del artículo 4 del tratado fundacional de la Organización del Atlántico Norte, que permite a los países pedir consultas cuando creen que su integridad territorial, independencia o seguridad política se ve amenazada.

Se trata de apenas la quinta vez en la historia de la OTAN que los miembros se reunirán en virtud del artículo 4, dijo a CNN la portavoz de la OTAN, Oana Lungescu.

"A raíz del aumento de las amenazas de seguridad tras los ataques contra nuestras fuerzas de seguridad y policiales de las provincias de Diyarbakir, Sanliurfa y Kilis, en particular el ataque terrorista que se cobró la vida de 32 ciudadanos turcos inocentes en Suruç el 20 de julio de 2015, se están tomando todas las medidas necesarias y, en este contexto, las operaciones también se están llevando a cabo por las Fuerzas Armadas de Turquía", dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores turco en un comunicado.

"Tras estos recientes ataques y amenazas dirigidos contra nuestra seguridad nacional, el Consejo del Atlántico Norte ha sido llamado para una reunión por parte de Turquía esta semana, en virtud del artículo 4 del Tratado de Washington, con el fin de informar a nuestros aliados acerca de las medidas que estamos tomando y la operaciones que estamos realizando contra el terrorismo, así como para la celebración de consultas con ellos , dijo.

La OTAN, en otro comunicado, confirmó que la reunión tendría lugar el martes.

Las conversaciones tendrán lugar mientras Turquía se enfrenta a una ola de violencia cerca de su frontera sur con Siria, y está aumentando sus esfuerzos para luchar contra los terroristas.

Un coche bomba explotó este domingo en el sur de Turquía, matando a dos oficiales de seguridad e hiriendo a otras cuatro personas, según las autoridades.

El jueves, al menos cinco militantes de ISIS en el norte de Siria se acercaron a la frontera y dispararon contra una unidad de frontera, matando a un soldado e hiriendo a otros dos, dijo el ejército turco.

Las autoridades dijeron que ISIS también era el culpable de la explosión suicida el pasado lunes que mató a más de 30 personas en Suruç.

Y después de que el Partido de los Trabajadores del Kurdistán, el PKK, asesinó a dos policías turcos el miércoles, el primer ministro, Ahmet Davutoglu, se comprometió a tomar medidas.

Turquía cree que el PKK está explotando los esfuerzos ISIS. El PKK ha estado luchando por la independencia desde 1984 y se teme que se esté beneficiando.

El grupo es considerado una organización terrorista por Estados Unidos, pero los militantes del PKK han llegado a la ayuda de combatientes peshmerga kurdos que han estado luchando contra ISIS en el norte de Irak.

Barbara Starr, Gul Tuysuz y Holly Yan contribuyeron con este reporte.