(CNN) - El vicepresidente Joe Biden ofreció el martes una explicación sobre la decisión de lanzar el operativo que le dio muerte a Osama bin Laden, la cual difirió de algunas de sus versiones anteriores... y de la de Hillary Clinton.

Sus comentarios se producen mientras considera enfrentarse a la ex secretaria de Estado en la contienda presidencial para las elecciones de 2016, y parecen indicar que él ve su postura previa sobre el operativo como una posible pérdida.

En un evento para honrar al ex vicepresidente Walter Mondale, Biden dijo que él le había aconsejado al presidente que lanzara el operativo contra el complejo de bin Laden luego de inicialmente aconsejar un enfoque más cauteloso en una reunión de gabinete.

"Salimos de la habitación y nos dirigimos al piso de arriba", dijo Biden. "Le di mi opinión: creía que debería hacerlo, pero que siguiera su propio instinto".

Esta nueva versión es algo muy distinto a lo que dijo en una reunión demócrata en enero de 2012.

"Señor presidente, mi sugerencia es 'no lo haga'", dijo Biden, según un informe de ABC News en aquel momento.

"Tenemos que hacer dos cosas más para ver si está ahí", recordó Biden, aunque la historia no incluía cuáles eran esas dos cosas.

La reunión del gabinete a la que Biden se refirió ha sido descrita por varias personas en la administración, entre ellas el mismo presidente Obama.

El presidente le pidió a sus asesores más cercanos que le dieran su opinión respecto a cómo debería responder a la información acerca de que bin Laden se encontraba en un complejo en Abbottabad, Pakistán... información que no era del todo segura.

El operativo propuesto por los Navy SEALS (unidad especial de la Marina de EE.UU.) era arriesgado, particularmente sin notificarle a Pakistán de su plan.

"Esas decisiones no siempre son populares. Esas decisiones generalmente no son probadas por encuestas", le dijo Obama al moderador Bob Schieffer en un debate presidencial de 2012. "E incluso algunos en mi propio partido, entre ellos mi actual vicepresidente, tenían la misma crítica" acerca del riesgo de la operación, al igual que algunas personas externas.

Clinton también ha caracterizado a Biden como alguien que se mostró abiertamente escéptico en la reunión.

Los comentarios del martes también difieren de una versión que Biden dio en el programa "Meet the Press" de NBC en mayo de 2012, en la que él describió que le dijo al presidente que siguiera su instinto, pero no le aconsejó explícitamente que lanzara el operativo.

"Caminamos hacia la residencia, hacia su oficina", dijo Biden respecto a su conversación con Obama, "y yo sabía que se iba a decidir por lanzar el operativo. Y lo que siempre le digo cuando él... me vio de nuevo y le dije 'Siga su instinto, señor presidente. Su instinto ha sido casi infalible; siga su instinto".

Biden también ofreció una razón para explicar la diferencia entre lo que dijo en la reunión del gabinete y su nueva versión de la conversación privada con Obama, en la que le aconsejó que siguiera su instinto.

El vicepresidente ahora dice que él sugirió que la administración llevara a cabo una mayor vigilancia con drones sobre el complejo en esa reunión de gabinete, pero que él hizo esa recomendación porque no quería debilitar al presidente si al final elegía un enfoque más cauteloso.

"Imagina si yo hubiera dicho, enfrente de todos, no lo haga o sí, hágalo, y su decisión fuera distinta", dijo Biden. "Esto debilita esa relación. Por lo tanto, en un tema difícil, nunca digo lo que pienso finalmente hasta que entro al Despacho Oval solo con él".

Biden también dijo el martes que solo dos personas en la reunión se mostraron definidas respecto al consejo que le dieron al presidente, lo que contradijo la versión de Clinton de cómo apoyó la misión.

Hubo "solo dos personas que se mostraron definidas y completamente seguras", dijo, en referencia a los hombres que eran, respectivamente, el director de la CIA y el secretario de Defensa en aquel momento. "Leon Panetta dijo 'Hágalo' y Bob Gates —quien ya ha dicho esto públicamente— dijo 'No lo haga'. Y en el caso de los otros, fue 59/41".

En su libro de 2014, "Hard Choices", Clinton escribe que ella mostró apoyo inmediato, mientras Biden "permaneció escéptico".

"Yo respetaba las preocupaciones de Bob Gates y Joe Biden sobre los riesgos de un operativo, pero llegué a la conclusión de que la información era convincente y que los riesgos eran superados por los beneficios del éxito", escribió. "Solo teníamos que asegurarnos de que funcionara".

Biden también llamó la atención en sus comentarios del martes en relación con el hecho de que tenía conocimiento de la información sobre la ubicación de bin Laden antes de que Clinton lo supiera.

"El presidente y yo, y solo dos personas más en la administración, sabíamos sobre Abbottabad desde tan pronto como agosto de 2010", dijo Biden el martes. "Pasó casi un año para que buscáramos derribarlo. Y personas importantes en el gabinete no lo supieron sino hasta enero o febrero de 2011".

En la versión de Clinton, ella tuvo conocimiento de la información en marzo de 2011.