(CNN Español) - Venezuela despide el año con protestas. La gente, sobre todo los más humildes, exige comida y preguntan a dónde fue a parar el pernil de cerdo, plato principal en el menú de Navidad y Año Nuevo. El Gobierno dijo no pudo importar esta vez por un supuesto sabotaje desde Portugal, acusación que Lisboa negó.

El presidente Nicolás Maduro denunció un complot en contra de su país para comprar la piernas de cerdo, que estaban dentro de una canasta básica subsidiada por el Gobierno.

El canciller de Portugal comentó en un programa de radio sobre las acusaciones diciendo que su gobierno no tiene el poder de aplicar un sabotaje sobre el pernil de cerdo.

El descontento de la gente en las calles en Venezuela es palpable, así como en redes sociales. Pero es en los mensajes en los medios sociales donde también se encuentra otra forma de ver el caso: con humor. A pesar de la escasez, o quizá a consecuencia de ella, a muchos venezolanos no les queda otra que asumir el asunto en broma, incluso con burlas. Tanto así que el término pernil es tendencia entre los tuiteros del país. Usuarios de otros lugares de la región también dieron su opinión, muchas veces con sarcasmo.

Las caricaturas y memes demuestran además cómo en una sociedad polarizada la crítica en redes cobra todas las formas de expresión, y han sido recurrentes cuando Maduro se equivoca en un discurso o cuando la oposición toma una decisión impopular entre sus seguidores.

Estos son algunos: