CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Crimen

Crimen

La primera ejecución por parte del Gobierno federal de EE.UU. en 17 años sigue en pie, por ahora

Por David Shortell, Greg Clary, Caroline Kelly

(CNN) — La Corte de Apelaciones de Estados Unidos del Séptimo Distrito emitió un fallo el domingo que permitirá la primera ejecución de un prisionero federal en 17 años este lunes, a menos que avance una posible apelación ante la Corte Suprema del país.

La ejecución de Daniel Lewis Lee, condenado por asesinato, estaba programada para el lunes, pero un fallo del viernes de un tribunal de primera instancia la suspendió después de que la familia presentara una demanda en la que solicitaba un retraso debido a la pandemia de coronavirus y su miedo a exponerse al presenciar la ejecución.

La decisión del Séptimo Circuito permite que la ejecución del lunes avance, por ahora, pero la familia presentará una apelación de último momento ante Corte Suprema, según su abogado.

«El Gobierno federal ha puesto a esta familia en una posición insostenible de elegir entre su derecho a presenciar la ejecución de Danny Lee y su propia salud y seguridad», dijo el abogado Baker Kurrus en el comunicado.

La ejecución de Lee, un antiguo supremacista blanco que mató a una familia de tres personas, estaba programada originalmente para diciembre, pero el caso se retrasó después de que los tribunales bloquearan la ejecución de la sentencia de muerte.

Earlene Peterson –cuya hija, nieta y yerno fueron torturados, asesinados y arrojados en un lago por Lee y un cómplice– se ha opuesto a la ejecución de Lee. El año pasado le dijo a CNN que no quería que se hiciera en su nombre.

En una presentación separada hecha frente a la corte el domingo, la Oficina de Prisiones (BOP, por sus siglas en inglés) anunció que uno de sus funcionarios dio positivo por coronavirus el sábado en la prisión de Terre Haute, en Indiana, donde está programada la ejecución. La oficina insistió, no obstante, en que los esfuerzos de mitigación de virus eran efectivos y que el funcionario nunca había estado en la cámara de ejecución.

Aun así, incluso con un esfuerzo por mitigar la propagación del virus por parte de BOP, las ejecuciones están a la espera de una orden de la corte federal.

La ejecución programada de Lee está prevista desde hace mucho tiempo como el momento en que el Gobierno federal una vez más comenzará a cumplir con las sentencias de los reclusos condenados a muerte, después de una serie de decisiones judiciales de los últimos meses.

En diciembre, la Corte Suprema confirmó la decisión de un tribunal inferior que bloqueó la ejecución de la pena de muerte el año pasado. Pero un tribunal de apelaciones decidió en abril que las ejecuciones podrían avanzar, y el secretario de Justicia de Estados Unidos, William Barr, fijó nuevas fechas para Lee y otros tres hombres en junio.