CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Los republicanos en EE.UU. empiezan a parecerse mucho a los partidos autoritarios en Hungría y Turquía, según un estudio

Por Ivana Kottasová

(CNN) — El Partido Republicano comienza a parecerse mucho a un partido autocrático, de acuerdo a un estudio de grandes dimensiones sobre identidad política.

Expertos del Instituto V-Dem de la Universidad de Gotemburgo en Suecia dijeron que el Partido Republicano se había vuelto más antiliberal y populista en las últimas décadas. Y que su reciente alejamiento de las normas democráticas hace que se parezca a partidos autoritarios en el poder como el Fidesz de Hungría y el AKP de Turquía.

«Lo que vemos es que la falta de respeto a los opositores políticos, el fomento de la violencia y también la violación de los derechos de las minorías (…) todos han aumentado claramente con el Partido Republicano en los últimos años, desde que (el presidente Donald Trump) llegó a la dirección pero también antes de eso», dijo a CNN Anna Luehrmann, subdirectora de V-Dem y una de las autoras principales del estudio.

El Partido Demócrata de Estados Unidos no ha mostrado un giro similar hacia el antiliberalismo, según el estudio.

Los investigadores encontraron que los demócratas se habían vuelto más populistas y más antielitistas desde los 2000, pero menos que los republicanos. El movimiento en la escala del antiliberalismo empujó al Partido Republicano más lejos de sus equivalentes europeos tradicionales y hacia agrupaciones más autocráticas.

publicidad

Luehrmann dijo que la tendencia podría describirse como polarización tóxica.

«Lo que vemos con Estados Unidos es que el desacuerdo ya no es solo de política. Vemos que al menos un grupo político parece actuar de acuerdo a ‘Usar todos los medios necesarios para lograr nuestros objetivos de política'», dijo.

No es un tema solo del Partido Republicano

Los investigadores observaron en particular la voluntad de cada partido de mantener las normas democráticas y proteger el proceso democrático. Luehrmann dijo que ahí es donde reside el peligro real.

«El desacuerdo sobre la política de inmigración, el desacuerdo sobre la igualdad LGBT (…) sí, tenemos eso, tenemos una especie de polarización de los temas también aquí, pero lo que podemos ver es que hay una peligrosa falta de compromiso con las normas democráticas», dijo.

El estudio, el más grande de su tipo, analizó los cambios en la identidad de los partidos políticos en 169 países entre 1970 y 2019. Se basó en las evaluaciones de 665 expertos que consideraron 30 indicadores detallados en su investigación.

Estados Unidos no es el único país que tiene una tendencia hacia el antiliberalismo. El estudio mostró que el cambio es un fenómeno global.

La investigación descubrió que el partido gobernante medio en las democracias de todo el mundo se está volviendo más antiliberal y mostrando un menor compromiso con el pluralismo político. También demoniza a los oponentes políticos, falta el respeto a los derechos fundamentales de las minorías y fomenta la violencia política.

«Existe un peligro real aquí de que estos partidos vayan a hacer lo que dicen cuando sea elegidos y que el camino de la erosión democrática se acelere», dijo Luehrmann.

Sin embargo, hubo algunas excepciones. Luehrmann dijo que Podemos en España y el ANC en Sudáfrica son ejemplos de partidos políticos que se han vuelto menos antiliberales en los últimos años.