(CNN Español) – Cada vez que el papa Francisco llega a un acto público se puede esperar que haya alguna sorpresa. Ya sea por los mensajes que entregará o por las acciones que compartirá: abrazar a los niños, ponerse los regalos que le entregan, acoger a los enfermos y a los discapacitados. Todas las situaciones parecen propicias para hacer algo que marque la diferencia, un camino que empezó desde el día que eligió su nombre de pontífice en 2013: es la primera vez que un papa elige “Francisco” y lo hizo en honor a Francisco de Asís.

Pero ese fue apenas el primer paso. De hecho, este jueves, en el último día de su visita a Chile acaparó la atención por casar a una pareja de auxiliares de vuelo mientras iba en el avión que lo trasladaba Santiago a Iquique.

Los gestos conmovedores, divertidos y desconcertantes del papa han caracterizado su pontificado. ¿Cuáles han sido los más sorprendentes? Te dejamos los 11 momentos que desconcertaron a católicos y no católicos.

1. Ayudar a una policía herida en Chile

El matrimonio en los aires no fue el único episodio que Francisco protagonizó este jueves en Chile. Cuando se encontraba en Iquique, salió de su papamóvil para ayudar a una policía herida que se cayó de su caballo, tras chocar de reversa con el vehículo. El pontífice bajó y caminó con el objetivo de auxiliar a la mujer, mientras se acercaba una ambulancia.

2. Permitir que niña invidente lo conociera con sus manos:

Este es un momento conmovedor en todo el sentido de la palabra: el 4 de mayo de 2016, Francisco detuvo su papamóvil para acercarse a una niña invidente que, tras ser subida en brazos por agentes de seguridad, tocó la cara del pontífice y él devolvió el gesto. La agencia ACI Prensa pudo registrar este momento en un video:

https://www.youtube.com/watch?v=nR4ofl5TBmY

3. Besar uno de los postes del campo de concentración de Auschwitz:

El 29 de julio de 2016, el pontífice llegó al campo de concentración nazi de Auschwitz y tras rezar prolongadamente en el lugar donde ocurrieron las torturas, besó uno de los postes, como lo reportó ACI Prensa. También, tocó el “muro de la muerte” y escribió en el cuaderno de recuerdo del Museo de Auschwitz: “Señor, ten piedad de tu pueblo! Señor, perdón por toda la crueldad (sic)”, fue su mensaje.

4. Recibir la bendición de una niña en Colombia

El pasado 9 de septiembre, cuando el papa visitaba al Hogar San José en Medellín en el marco de su viaje apostólico a Colombia, una niña se tuvo la bastante confianza como para acercársele, abrazarlo y darle la bendición. La reacción de Francisco se resumió en una sonrisa.

5. Tomarse una selfie con un joven discapacitado en Ecuador

En la Pontificia Universidad Católica del Ecuador, durante su visita a este país en julio de 2015, un joven discapacitado se acercó al papa y le pidió tomarse una selfie. La reacción de Francisco fue inclinarse, juntar su cara a la del joven y sonreír, de acuerdo a ACI Prensa.

6. Saludar a personas sordas en lenguaje de señas

En mayo de 2016, desde su papamóvil Francisco tuvo un emocionante gesto con los peregrinos del Consejo Nacional para Sordos que se encontraban en la Plaza de San Pedro. Alzó los brazos y agitó las manos, saludándolos así de manera afectuosa, informó en su momento la agencia ACI Prensa.

(Crédito: Daniel Ibáñez/ACI Prensa)

7. Compartir su cumpleaños con indigentes

Cuando el papa cumplió 77 años, el 17 de diciembre de 2013, apenas llevaba unos meses como jefe de la Iglesia. Y decidió celebrar la fecha invitando a cuatro indigentes a la misa de las 7 a.m. en la casa de Santa Marta y, posteriormente, desayunando con ellos. Las personas fueron elegidas entre aquellas sin hogar que viven a la intemperie en el barrio aledaño al Vaticano.

8. Lavarles los pies a 12 jóvenes presos

El jueves Santo de 2013, el papa celebró la Misa con los jóvenes delincuentes en el centro Casal del Marmo, rompiendo así la tradición. Y, como parte de la celebración, lavó los pies de 12 de los presos. 

Ahora, Francisco no sólo se ha caracterizado por sus gestos compasivos y conmovedores. También ha habido momentos para el humor.

9. “¿Con tequila o sin tequila?”

La respuesta que Francisco le dio el 1 de enero de 2016 a un peregrino mexicano que estaba en la Plaza de San Pedro dejó a varios boquiabiertos. El hombre le dijo, según reportó ACI Prensa, “¡Te esperamos en México. Papa bienvenido en febrero a México!”, refiriéndose a la visita apostólica que el pontífice realizaría en dicho país. Y lo que le contestó el papa provocó risas: “¿Con tequila o sin tequila?”.

10. Las risas cuando una niña intentó robarle su sombrero

En marzo de 2017, el papa vivió en carne propia la osadía de una niña de tres años: intentó robar el sombrero. Cuando Francisco se acercó a saludarla la pequeña no tuvo inconveniente en arrebatarle la prenda. ¿La reacción? Risas del pontífice.

11. Saludar a niño vestido de minipapa

En febrero de 2014, Francisco se detuvo a saludar a un pequeño que estaba vestido como él. Cuando hacía el tradicional paseo por la Plaza de San Pedro en su papamóvil, notó la presencia del bebé que, según ACI Prensa, vestía un solideo y un traje blanco. El pontífice bendice al niño, pide que se lo acerquen, intenta cargarlo y lo besa, pero el llanto del niño lleva a que se lo regresen a su familiar rápidamente.