(CNN Español) – Los líos judiciales que enredan a Álvaro Uribe Vélez, expresidente y quien envió su carta de renuncia al Senado de Colombia, volvieron a catapultarlo esta semana a los titulares. Ahora por cuenta de un proceso que le sigue la Corte Suprema de Justicia, que este lunes lo llamó a indagatoria, por los presuntos delitos de soborno y fraude procesal en el caso denominado de falsos testigos contra el senador Iván Cepeda.

El presidente del Senado, Ernesto Macías, confirmó que Uribe envió su carta de renuncia.

Pero este no es el único proceso en el que el exmandatario ha resultado salpicado desde que dejó la Casa de Nariño. Aquí está el resumen de los más sonados de los últimos años.

Caso de falsos testigos contra el congresista Iván Cepeda

Año de la última decisión: 2018

¿Quién acusa? Corte Suprema de Justicia

Resumen: en 2012, Uribe denunció al congresista Iván Cepeda por supuesta manipulación de testigos. Sin embargo, seis años después la Corte Suprema de Justicia falló a favor de Cepeda  por no encontrar elementos que probaran las acusaciones y, además, ordenó investigar al expresidente por la misma conducta. Fue justamente por este caso que el pasado lunes Uribe fue llamado a indagatoria, hecho que provocó el anuncio de su renuncia como senador para poder defenderse, según dijo en Twitter.

¿Cómo se declara Uribe? Cuando la Corte Suprema ordenó investigarlo, Uribe sostuvo que había un “ánimo persecutorio” por parte del alto tribunal, defendió su inocencia y aseguró que procedió “de manera correcta”. Ahora, ante la decisión de indagatoria de esta semana publicó varios tuits en los que señaló que el comunicado de la corte “es ya un prejuzgamiento”, que los magistrados no lo han querido escuchar y que existen testigos pagados en su contra. Incluso habló de una “presión política y periodística”.

¿En dónde está el proceso? Por ahora en la Corte, aunque podría llegar a la Fiscalía si el alto tribunal declara que no tiene competencia para juzgar al expresidente debido a que Uribe ya no sería senador (es la Corte Suprema quien juzga a los congresistas, según la Constitución). 

Caso de las masacres de El Aro y La Granja y el asesinato del líder Jesús María Valle

Año de la última decisión: 2018

¿Quién acusa? Tribunal Superior de Medellín

Resumen: este caso se remonta a cuando Álvaro Uribe fue gobernador de Antioquia, departamento al noroeste de Colombia, entre 1995 y 1997. Era la época en la que el país vivía una escalada del conflicto, marcada por las masacres de los paramilitares. En junio de 1996, dentro del departamento que gobernaba Uribe, ocurrió la masacre de La Granja y en octubre de 1997 la de El Aro. Además, en febrero de 1998 asesinaron al líder y defensor de derechos humanos Jesús María Valle. Este es el contexto de un caso que juzgó el Tribunal Superior de Medellín en febrero pasado y por el que compulsó copias para investigar a Uribe en su condición de gobernador: “existen suficientes elementos de juicio… que probablemente comprometen la responsabilidad penal de varias personas como el gobernador de Antioquia de ese entonces, doctor Álvaro Uribe Vélez”, dice la sentencia.

Además, el 31 de mayo, la Corte Suprema de Justicia declaró de lesa humanidad los delitos asociados a estas dos masacres, más otra conocida como la de San Roque y al asesinato de Valle. Esta decisión implica que los hechos punibles no prescriben, es decir que no tienen caducidad de tiempo para ser investigados y juzgados. Pero además, en octubre de 2015, la Fiscalía ya le había pedido a la corte investigar a Uribe por las masacres de El Aro y La Granja “porque cuando fue gobernador de Antioquia habría facilitado la labor de los paramilitares” que la perpetraron. Uribe no enfrenta a cargos penales por estos hechos, solo una indagación previa sobre por parte de la Corte Suprema de Justicia.

¿Cómo se declara Uribe? Ante la decisión del alto tribunal, el abogado del expresidente, Jaime Granados, pidió la nulidad por considerar que la corte no tiene competencia. No obstante, Uribe le solicitó a Granados retirar la petición y continuar con la investigación. Sobre la decisión del Tribunal de Medellín, ocurrida en febrero pasado, el expresidente dijo en su cuenta de Twitter que “no hay nada creíble” que lo comprometa: “Llevan miles de folios en esas investigaciones, toda clase de presiones en mi contra”.

¿En dónde está el proceso? Corte Suprema de Justicia

Caso de interceptaciones ilegales o “chuzadas” del DAS

Año de la última decisión: 2017

¿Quién acusa? Corte Suprema de Justicia

Resumen: las denominadas “chuzadas” –del hoy extinto Departamento de Administrativo de Seguridad (DAS)– se refieren a las interceptaciones y seguimientos ilegales de los que fueron víctimas defensores de derechos humanos, ONG’s, dirigentes políticos y periodistas durante la presidencia de Álvaro Uribe Vélez. En su fallo del 6 de septiembre de 2017, cuando condenó al exdirector del DAS Jorge Noguera por estos hechos, la Corte Suprema de Justicia le pidió a la Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes investigar al expresidente Álvaro Uribe Vélez si encuentra mérito. Según el alto tribunal, algunas de las víctimas de estos seguimientos e interceptaciones manifestaron que los hechos ocurrieron “durante el gobierno del expresidente Álvaro Uribe Vélez (2002-2010), quien los señalaba como traficantes de derechos de derechos humanos y terroristas, calificativos que vincularon con las actuaciones realizadas por el DAS durante su mandato”. La corte además incluyó el testimonio del también condenado exasesor y subdirector del DAS José Miguel Narváez, quien dijo que las “chuzadas" y seguimientos hicieron parte “de la política de seguridad democrática impulsada por la Presidencia”.

¿Cómo se declara Uribe? 
En ese momento, el expresidente se pronunció en Twitter, negando su participación en los hechos. Señaló que él había declarado insubsistente a Narváez por pedido de Noguera en su momento y rechazó el señalamiento de que haya ordenado las interceptaciones. “Mi orden general era actuar contra la criminalidad y de acuerdo a la ley”, sostuvo antes de agregar que “interceptar en contra de la ley y por razones políticas es ajeno a mi manera de ser. Acostumbro proceder de frente y sin trampa”.

¿En dónde está el proceso? Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes

Caso de injuria contra el periodista Daniel Samper Ospina

Año de la decisión final: 2017

¿Quién acusa? Corte Suprema de Justicia

Resumen: el 14 de julio del año pasado, Uribe publicó un tuit en el que le decía “violador de niños” al periodista Daniel Samper Ospina, quien tiene una columna semanal de humor en la revista Semana. Samper acababa de publicar un texto satírico sobre los antioqueños, habitantes del departamento donde nació el expresidente. Tras la grave acusación, el periodista se pronunció en Twitter diciendo que Uribe lo señaló del  “atroz y asqueroso" acto de violar niños ante sus millones de seguidores. Y advirtió que tomaría medidas legales, como efectivamente lo hizo posteriormente. Ahora, dos días después, Uribe volvió a publicar en su cuenta de Twitter y Facebook un discurso grabado en video, en el que habla de un ataque a su familia y a él mismo por parte del periodista y lo acusa de hacer “publicaciones pornográficas con menores”, refiriéndose a otra columna en la que el humorista se burla del nombre de la hija de una de las senadoras del partido de Uribe.

Uribe trajo a colación escándalos pasados que rodearon a la revista SoHo, que anteriormente dirigía Samper Ospina, una publicación para hombres similar a Playboy.

Samper denunció al exmandatario por injuria y calumnia, argumentando que con tales señalamientos le vulneró los derechos a la honra, al buen nombre y a la rectificación. El caso llegó a la Corte Suprema de Justicia, que en septiembre de 2017 falló a favor de Samper Ospina y le ordenó a Uribe eliminar de su cuenta de Twitter las “expresiones calumniosas” en contra del periodista en un plazo de 48 horas. Además, dejó en firme la sentencia anterior del Tribunal Superior de Bogotá –apelada previamente por el expresidente– en la que se le ordenaba a Uribe emitir una retractación “firme y precisa” de las acusaciones hechas contra Samper “a través del mismo medio en que las expresó", aclarando que esos señalamientos no eran ciertos. Podría decirse que este es el único caso, de los que enredan al expresidente, que ha llegado a una decisión judicial definitiva por la que debió responder.

¿Cómo se declaró Uribe?
Posterior al tuit en el que escribió “violador de niños”, Uribe publicó un video donde asegura que hay un ataque contra su familia, sus compañeros y él mismo. Y sostuvo: “La violación a derechos del menor, en que ha incurrido el periodista, por la naturaleza del maltrato, es violación al menor, lo cual se desprende de la ley, lo entendemos como un tema ético por su relación con la familia y la sociedad, además de connotaciones morales de acuerdo con los valores de muchas personas”. En la sentencia de la Corte Suprema, el apoderado de Uribe señaló para impugnar el fallo anterior que solo se tuvo en cuenta la queja “infundada” del demandante y se pasó por alto “las manifestaciones lesivas de los derechos fundamentales de la menor” a quien Uribe intentó defender, después de que Samper se burlara de ella. Ya agregó que es “incomprensible” que las expresiones del periodista se consideren un crítica política dentro de un “contexto humorístico”, pero las palabras de Uribe constituyan una conducta punible.